libertad financiera

Libertad Financiera: Cómo Acelerar el Camino

La Libertad Financiera es un término popularizado en gran medida gracias al el best-seller de Robert Kiyosaki, Padre Rico Padre Pobre (1997).

En este libro Kiyosaki explica que él es libre desde el punto de vista financiero y que salvo un desastre financiero imprevisto él y su familia tendrían sus gastos cubiertos por el resto de su vida.

En esta obra el autor nos invita a preguntarnos, si dejaras de trabajar hoy… ¿cuántos días podrías cubrir tu estilo de vida? Y eso es lo que refiere como verdadera riqueza.

Sin embargo, en la vida cotidiana solemos escuchar que tal persona es rica porque tiene cierta posesión material (un barco, una casa vacacional, un gran automóvil, etc.) o porque esta persona gana un gran salario.

Las profesiones que históricamente tenían mejores ingresos como médicos o abogados se podían ver como caminos “seguros” a la riqueza.

Pero Kiyosaki habla justamente que no es rico aquel que llega a una suma fija (como un millón de dólares) sino aquel que puede generar ingresos sin que dependan de su tiempo activo.

Presta mayor atención al modo de generación de ingresos (pasivos) y el potencial que tienen estos ingresos pasivos para generar más ingresos pasivos.

Para esto explica que aquellas personas interesadas en alcanzar la libertad financiera deben “pagar el precio” y convertirse en inversores profesionales.

Un inversor profesional para Robert Kiyosaki es aquel que tiene ganancias muy por encima del inversor promedio y sabe utilizar el apalancamiento financiero para usar el “dinero de otras personas”.

«Usted nunca podrá tener verdadera libertad sin la libertad financiera. La libertad tiene un precio, estos libros están dedicado a aquellas personas dispuestas a pagarlo, que están listas para ir más allá de la seguridad de un empleo y así comenzar a construir sus propios caminos con el fin de lograr su libertad financiera.»

Robert T. Kiyosaki – Cuadrante de Flujo de Dinero (1998)
libertad financiera

Libertad financiera y sus etapas anteriores

En otra obra más actual de Tony Robbins, Dinero Domina el Juego (2014), se menciona la libertad financiera y explica con cuatro etapas anteriores que se podrían conseguir.

Esta aproximación se mantiene en línea con la anterior pero profundiza y permite identificar distintos objetivos:

1) Seguridad Financiera

Este primer nivel es alcanzado cuando las inversiones generan anualmente lo suficiente para cubrir doce meses de gastos necesarios (básicos) de vida.

Estos gastos incluyen: hipoteca o alquiler, comida, servicios básicos (agua, luz, etc.), provisiones para el hogar, transporte y seguros (salud).

2) Vitalidad Financiera

En este segundo nivel las inversiones generan anualmente lo contemplado en el nivel anterior más la mitad de los “gastos deseados” (salidas de ocio eventuales, ropa, gimnasios).

Anualmente se obtienen los: Gastos necesarios + ½ Gastos deseados

3) Independencia Financiera

Este nivel es similar al anterior pero ya incluye todos los gastos deseados para mantener el nivel de vida actual.

Se alcanza al generar con las inversiones lo suficiente para cubrir un año de: Gastos necesarios + Gastos deseados

4) Libertad Financiera

En este estadio el estilo de vida que se desea llevar incluyendo “lujos importantes” como segunda casa, donar una suma de dinero importante a una persona, causa u organización que sea de nuestro interés, entre otros “lujos”.

5) Libertad Financiera Absoluta

Es el último nivel que menciona Tony Robbins, donde el número de personas que lo consiguen es mucho más limitado (Ej. Bill Gates, Warren Buffet) y es aquel donde casi no importa en qué se gaste el dinero, no hay restricciones.

Libertad Financiera: Cómo acelerar el camino

Si pensar en “libertad financiera” hoy suena distante, quizás convenga evaluar el punto de partida y ver como seguir avanzando según sean tus objetivos.

Te invitamos a reflexionar…

  1. ¿Qué etapa te encuentras o te gustaría alcanzar? – Haz tus números…
  2. ¿Cuál es el plan para avanzar a la siguiente etapa? ¿Qué tasa de retorno y cuánto riesgo asumirías?
  3. ¿Quién te puede acompañar o ayudar en estas metas? – Anota: 3 libros que te puedan servir, 3 personas cercanas que te puedan responder consultas, 3 personas lejanas que puedes seguir en Internet o asistir a seminarios…

Recuerda que las acciones que emprendas para mejorar gradualmente tu situación pueden no mostrar resultados inmediatos pero que a largo plazo pueden marcar una diferencia importante.

Los mejores deseos y muchos ánimos para continuar aprendiendo.

En este podcast detallamos conversamos en detalle sobre libertad financiera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscribe para recibir las noticias de Páguese Primero